Cactus de Navidad

Es, probablemente, el cactus tropical más conocido. Su enorme belleza se debe, en parte, a sus hermosas flores de diferentes colores, en la mayoría de casos rojo, rosa o púrpura. Este cactus florece durante el invierno.

Requiere de luz pero no directa, por eso se la considera una planta de sombra. Respecto a los cuidados, al ser una planta tropical, hay que regarlo un poco más que al resto de cactus, pero siempre sin que el sustrato quede encharcado.